Revisiones e incidencias

Una vez cementadas definitivamente, las prótesis fijas deben ser revisadas en la clínica cada seis meses, para comprobar y poder corregir a tiempo la aparición de caries, inflamación de encías, movilidades dentarias, posibles descementaciones, ulceraciones, etc., y el estado y ajuste de la prótesis.
¡ATENCIÓN! Adviértanos y solicite consulta siempre que detecte cualquier anomalía, y especialmente si aprecia molestias con las bebidas frías, si le sangran las encías al cepillarse o al comer, y si nota movilidad o chapoteo en su prótesis al morder.