Especialidades dentales

Enfermedades de las encías

Cirugía estética de las encías

En ocasiones, hay pacientes con una línea de sonrisa amplia que detectan una retracción de la encía en uno o varios dientes y que les afea la sonrisa. Hoy en día para solucionar estos problemas hay técnicas de cirugía mucogingival plenamente contrastadas con unos resultados muy aceptables.
Es evidente, como siempre, que primero hay que hacer un diagnóstico correcto del caso, analizar las causas y luego elegir la técnica adecuada para su caso particular.
Antes de nada hay que descartar que exista una enfermedad periodontal de base (piorrea) en cuyo caso primero hay que tratarla. Una vez analizado el caso y obtenidas las conclusiones oportunas, tomamos la decisión de mejorar la estética. Para ello existen diferentes técnicas y materiales que podemos utilizar en función de la necesidad del caso.

Causas de la retracción de encías

Encía fina

Al igual con la piel de nuestro cuerpo unas personas la tienen mas fina o más gruesa, con las encías ocurre lo mismo, genéticamente puede estar determinada que sea más fina o gruesa.
Las personas con encías más finas tienen más riesgo de sufrir una recesión de encías, ya que el grosor de la encía protege de agentes externos que puedan dañarla.

Enfermedad periodontal

La enfermedad periodontal provoca que el hueso que rodea a los dientes se vaya perdiendo. A medida que este hueso se pierde, la encía puede que lo acompañe, ya que el hueso es el soporte de la encía. En casos de enfermedad periodontal avanzada es típico ver espacios negros entre los dientes, debido precisamente a esta pérdida de hueso y encía.
En casos de retracción de encías debido a la enfermedad periodontal, no será posible recuperar la posición original de la encía.

Trauma mecánico o al cepillado

Una técnica de cepillado incorrecta, o el utilizar un cepillo de dureza alta, puede provocar microtraumas en la encía, que mantenidos en el tiempo pueden provocar que la encía se retraiga.

Pérdida de hueso

Cualquier pérdida de hueso que ocurra alrededor de los dientes, puede provocar la recesión de encías, al perder éstas su soporte y su aporte de nutrientes.

Ortodoncia

Unos movimientos inadecuados de los dientes durante un tratamiento de ortodoncia pueden hacer que parte del hueso que rodea al diente se reabsorba, causando la consiguiente retracción de encías.
Este tipo de retracciones son típicas en los incisivos inferiores, debido a un exceso de movimiento hacia adelante, lo que provoca que ese hueso que rodea al diente por su cara anterior desaparezca, quedando la raíz del diente totalmente desnuda o con una mínima cantidad de encía.

¿Qué consecuencias conlleva la retracción de encías?

En ocasiones una falta de encía adherida puede presentar una recesión gingival. Esto puede conllevar problemas de sensibilidad, salud y estéticos.
Un diente que tenga parte de su raíz expuesta puede generar sensibilidad especialmente a cosas frías y ácidas, debido a que la raíz del diente no está recubierta de esmalte al igual que la corona, ofreciendo una protección muy importante, sino que está recubierta de cemento, que es un componente muy fino y débil.
Además de poder provocar sensibilidad, también es más fácil que se puedan desarrollar caries en esta superficie, acumular mayor cantidad de placa y sarro pudiendo provocar una gingivitis o periodontitis.
La retracción de encías conlleva también un problema estético, ya que se pierde la armonía y la relación de proporciones entre diente y encía.

¿Cómo se tratan las retracciones de encías?

Injertos de encía:

Existen diferentes tipos de técnicas que se utilizan para tratar las recesiones de encías.
Alguna de estas técnicas consiste en hacer un injerto subepitelial. El procedimiento consiste en obtener un pequeño trozo de encía del paladar que posteriormente se injerta en el área previamente preparada donde existe la recesión. La zona irá cicatrizando poco a poco cubriendo así la lesión. Este nuevo tejido será exactamente idéntico a zonas adyacentes. El proceso de cicatrización dura alrededor de 6 semanas, pero el remodelado de la encía puede seguir produciéndose hasta 12 meses después.
Otro tipo de recesiones las podemos corregir con un injerto gingival libre también obtenido del paladar que trasladamos a la base de la recesión para crear en esa zona una banda de encía fuerte cuya función es evitar que siga la retracción. En una segunda fase podemos traer esa encía firme que ahora ya tenemos hacia la corona para tratar de cubrir la recesión.

Otra técnica para cubrir recesiones consiste en usar materiales de injerto procedentes de animales o humanos en lugar del tejido del propio paciente. El injerto se modela en función de la anatomía de la recesión que se quiere cubrir. El tipo de injerto cicatrizará de la misma manera que el de tejido conectivo del propio paciente. Con estas técnicas, no sólo logramos cubrir la recesión, sino también lograr un grosor de encía suficiente para evitar su reaparición y lograr una correcta salud gingival.

Microcirugía plástica

Hay múltiples técnicas de microcirugía que nos ayudan a corregir retracciones de encía y mejorar esa sonrisa.
Una de ellas es hacer un colgajo desplazado (tomando la encía de al lado de la recesión para desplazarla a la zona de la recesión). También podemos usar distintos materiales tanto de origen animal como humano como el colágeno o la matriz dérmica acelular.

Sonrisa gingival y gingivectomía

La sonrisa gingival es una alteración facial, centrada especialmente en la sonrisa, que se define por la exposición excesiva de las encías al sonreír.
Para corregir este problema se realiza un procedimiento llamado gingivectomía que consiste, simplemente, en recortar el exceso de encía que recubre la corona del diente, dejando a la vista una mayor cantidad de diente, consiguiendo así una mejora estética.
Otra solución para las encías que son demasiado largas, es decir la llamada sonrisa gingival, puede ser el alargamiento de corona del diente, que es el segundo procedimiento periodontal estético más común entre los pacientes menores de 50 años, de acuerdo con una encuesta llevada a cabo entre numerosos periodoncistas.
Con el alargamiento de la corona, el exceso de las encías y el tejido óseo se recontornea para exponer más parte del diente natural. Esto se puede hacer a un diente para igualar la línea de las encías, o varios dientes para exponer una amplia sonrisa natural.

Compártalo
Síganos

En nuestro canal de YouTube, canal de odontología más visto a nivel mundial, encontrará numerosos vídeos en 3D con explicaciones detalladas de más de 55 tratamientos distintos y subtitulados en 15 idiomas diferentes.

Logo Dentalk

Proyecto de la Clínica Médico Dental Pardiñas donde resolvemos dudas y preguntas más frecuentes sobre temas de salud bucodental